Cómo me encuentro “a mi edad”

“No es lo que has hecho ni es lo que vas a hacer, es lo que haces ahora lo que marcará la diferencia para que vivas más años de mejor forma”.

Nunca es tarde para empezar a cuidarte. Si estás respirando, puedes entrenar. Imagina tener 80 años y mirar atrás, darte cuenta de que has estado entrenando durante 10 años y te sientes mejor que cuando tenías 60. Eso es lo que significa aprovechar la oportunidad de cuidarte, sin importar tu edad.

Tu edad es simplemente un indicativo de lo que puedes hacer en relación a lo que estás haciendo ahora. Si te encuentras en la etapa de adulto joven, entre los 20-35 años, es probable que tengas una buena condición física por biología. Pero eso no significa que debas conformarte con ello. Tu objetivo debe ser preservar y mejorar esa condición física a medida que envejeces.

Es cierto que con el tiempo, la línea de condición física va a declinar, lo cual es completamente normal. Sin embargo, nuestra meta es asegurarnos de que esta línea comience desde un nivel alto. A partir de cierta edad, veremos una disminución, pero será menos pronunciada si entrenamos y evitamos el sedentarismo, especialmente a partir de los 35-40 años.

Para esta etapa, te propongo una receta básica:

¿Cómo trabajaría yo?

3 días de entrenamiento de fuerza.
2 días de trabajo cardiorespiratorio.

¿Qué incluye el trabajo de fuerza?

Ejercicios con el propio peso corporal.
Ejercicios de miembros inferiores y superiores.
Sesiones de Pilates adaptado o terapéutico para fortalecer la musculatura estabilizadora del CORE.
Ejercicios Hipopresivos y/o abdominales depresivos.

¿Qué incluye el trabajo cardiorespiratorio?

Trabajo en zona 2, con intensidad baja que permite mantener una conversación, enfocándonos en la duración de la sesión.
Intercalar puntos de intensidad con cambios de ritmo.
Trabajo de alta intensidad o HIIT para combinar la zona 2 con cambios de ritmo.

Esto es sólo un ejemplo y obviamente se ha de adaptar a las circunstancias personales de cada uno, y si no pueden ser 5 días, a 1 hora cada día, que sean 5 días con 10-15 minutos por sesión. Fórmulas hay tantas como personas hay en el mundo. Pero de esto y sus adaptaciones te hablaré otro día y si quieres que profundice en ello, házmelo saber añadiendo en comentario más abajo.

Recuerda, se trata de sentirte bien y en la mejor forma posible para tu edad, dime ¿te encuentras bien para tu rango de edad comparándote con tus iguales o te comparas con uno de mayor edad y por eso dices encontrarte bien?.

Ahora, te invito a dar el siguiente paso en tu viaje hacia el bienestar. Estoy aquí para ofrecerte mis servicios de entrenamiento personal, así como mis clases de Pilates Terapéutico y Método Hipopresivo. Estoy comprometida a adaptar cada sesión a tus necesidades y circunstancias personales.

Si estás listo para empezar a cuidarte y mantener esa línea de condición física en alto, no dudes en contactarme, estaré encantada de acompañarte en esta travesía hacia una vida saludable y activa. Tu bienestar merece que le prestes atención, sin importar la edad que tengas.

¿Y tú, como te encuentras “a tu edad”? ¡Espero tus comentarios!,

Con cariño,

Fabiola Lorite, profesora de Yoga, instructora de Pilates Terapéutico, Método Hipopresivo, Embarazadas y Posparto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra
Scroll al inicio
×

¡Hola!

Chatea con Fabiola o envíanos un correo a contactar@movientoenpositivo.com

× ¿Necesitas ayuda?
María del Sol Cuenca Martín
María del Sol Cuenca Martín

Dejó una reseña de 5 estrellas

María del Sol Cuenca Martín
5.0
18/06/2024

La profesionalidad, dedicación y atención personalizada de Fabiola hacen de las clases de pilates terapéutico una verdadera herramienta para mejorar la salud de manera integral. Sin duda lo recomendaría!

Cristina Hernández
5.0
11/06/2024

Acudimos mi marido y yo al taller que se impartió el sábado 8 de junio de preparación al parto. Tengo que decir que era escéptica en este tipo de cosas pero hemos salido encantados, mucho más tranquilo, con información de una gran profesional y herramientas que nos sirven para todo lo que acontece. Muchas gracias a Fabiola y a Elena por apostar por la información y el bienestar de las futuras mamás.

Fati Espinosa
5.0
06/06/2024

He asistido a pilates para embarazadas y posparto y la experiencia ha sido estupenda. Me ha ayudado mucho durante el embarazo a sentirme fuerte y activa, evitar dolores de espalda y ciática y fortalecer el suelo pélvico de cara al parto. Mi trabajo de parto fue corto y sin complicaciones en gran parte gracias a que tenía tanto la pared abdominal como suelo pélvico tonificados por el pilates. También lo he notado en la recuperación posparto, ya que no he tenido diástasis y he vuelto a mi peso en poco tiempo. Para mí, hacer pilates durante el embarazo ha sido invertir en salud. Fabiola es una profesional del deporte, con grandes conocimientos anatómicos específicos de la mujer embarazada y sus clases son personalizadas para evitar lesiones y sacarles el máximo partido. 100% recomendable

Yolanda Rodriguez Montero
5.0
05/05/2024

Llevo ya casi 8 meses en clases con fabiola ,y súper súper contenta ,son unas clases que a la vez qe son pilates terapéutico son ,divertidas y te sientes súper bien, es una profesora que se vuelca con sus alumnos al 100%%.Recomiendo mucho sus clases, a mi me llena de vida en cada clase qe doy con ella.🤗😘gracias por ser asi.

David Gonzalez
5.0
25/04/2024

Hola. Las clases de pilates de Fabiola son geniales. Le digo en broma que ha conseguido obrar en mi casi un milagro, pero es que es verdad. Hace años que padezco de varias protusiones lumbares y otras dolencias que hacen que mi vida diaria y mi afición al deporte se vean perjudicadas, y desde que voy a Pilates con ella he recuperado mi movilidad y seguridad de forma sorprendente. Enhorabuena Fabiola y muchas gracias por todo.

maribel cubillana
5.0
02/04/2024